-Una Historia Diferente-

-Una Historia Diferente-
-Una Historia Diferente-

martes, 29 de enero de 2013

Capitulo 92


"You & Me"


Capitulo 92


En la mañana, al despertar no encontré a Miky a mi lado. 
Macarena: ¿Miky ? -entonces escuche un grito de Miky  que venía del piso de abajo.- ¡¿Miky ?! 
Miky : ¿Macarena podrías ayudarme? Tengo un ligero problema en el lavadero. 
Macarena:- baje rápido las escaleras y fui donde se encontraba.- Miky !- estaba en el piso, llevaba únicamente sus jean y estaba sin su remera, y por supuesto lleno de espuma. ¿ESPUMA? 
Miky : ¡Auch! Me caí. ¿Me ayudas?- el estiro su mano para que lo ayudara a levantarse. 
Macarena: ¿Qué hiciste acá Mendoza?
Miky : Es que… quería poner a lavar la remera de ayer porque olvide traer una limpia, y bueno digamos que puse… un poquito mucho de jabón liquido y… creo salió demasiada la espuma. 
Macarena: -comencé a reírme- Sos un tonto. 
Miky : ¿Tonto, yo? 
Macarena: ¡Muy tonto! – dije sin dejar de reírme, estirando mi mano para poder ayudarlo a levantarse. 
Miky s: ¡Lo vas a pagar Agacha!- agarro mi mano y tiro con fuerza. 
Macarena: ¡Hey! ¿Qué haces? – Ni bien termine de quejarme Miky ya había logrado que callera en la espuma. - entonces comenzó a reírse muy divertido. - ¡TE ODIO MENDOZA! – le grite, para luego reírme junto a él. 
Miky : Awww pobrecita la bebe… 
Macarena: ¡Ahora vas a ver! – agarre un poco de espuma en mis manos y se lo refregué en su pelo y cara. 
Miky : ¡Noooo! ¿Ah, sí? – acto seguido, agarro espuma al igual que yo y me la paso por toda la cara, pero en un momento, el jabón entro en mis ojos y comenzaron a arder. - ¿Qué? ¿Qué pasa? 
Macarena: ¡Mis ojos me arden! – rápido me paso una toalla para que pudiera limpiarme los ojos. 
Miky : ¿Mejor? 
Macarena: No, me molestan todavía.- me queje mientras me refregaba los ojos. 
Miky : A ver… - se acerco a mí. – abrí los ojos. – hice lo que me pidió y comenzó a soplarme suavemente para que el ardor cesara.


NARRA YAGO


Ya eran las 8 de la mañana y aun seguían llamándome al celular. 
Yago: ¡YA! ¡Deja de sonar de una vez! – Entonces dejo de sonar.- ¡Já! ¡Ese es mi chico! Qué bien obedeces a tu dueño… - pero otra vez volvió a sonar, esta vez no eran mis padres como la ultima, sino que era Paulina. - ¡¿Qué demonios…?! De acuerdo, voy a atender. ¿Siiiiiiiiiiii? 
Paulina: ¿Dónde estás?
Yago: Ehhh… no sé. 
Paulina: ¿Estas borracho?
Yago: Puede que si… puede que no… No sé, en la vida todo es posible… jajajaja – reí sin poder contener mi seriedad. 
Paulina: Muñoz volvés a casa ahora mismo. 
Yago: ¿Perdón? ¿Vos ordenándome que hacer a mi? ¿Quién te crees que sos?
Paulina: Tu Hermanastra
Yago: ¿Quién habla ahí?
Paulina: ¡PAULINA, IDIOTA!
Yago: - mire extraño a mi celular. - ¡Clara! ¿Cómo hiciste para meterte en mi celular? Jajajaja que raro que no andas con Sebastian… o acaso… ¡¡SEBASS!! ¡¿ESTAS AHÍ?! ¡¡VAS HAPPENIN’ SEBAS!!!?? (es que zayn es un :Q__xd Vas happenin yagorenas)
Paulina: ¡¡No grites!! Yago tomate un taxi y volvé a casa!
Yago: ¡NO TE PREOCUPES HERMANITA, VOY A SACARTE DE AHÍ A DENTRO! – Le grite a mi celular. – Okay… ¿Pero como hago? ¡Ya se! 1… 2… 3… ¡YA! – Y estrelle mi celular contra la pared. – 

Jajajajajaja ¡Eso fue genial! ¡Quiero hacerlo otra vez! Jajajaja ¿Dónde estás Paulina? No, acá no está. Mmmm… que extraño. Ni modo… 

Deje mi celular roto en el piso y seguí caminando, o por lo menos tambaleándome, chocando de vez en cuando con la pared u otras cosas por mi falta de mi coordinación, perdida por el bendito alcohol… Entonces de alguna forma llegue. Llegue a mi paraíso, o al menos lo era hace un par de horas atrás. Iba a tocar el timbre pero… No… seguramente Macarena no iba a querer abrirme. Histérica. Es por eso que, con mucho esfuerzo y unas cuantas caídas, trepe el árbol que llegaba al balcón de su departamento.

Yago: ¡MIRENMEEEE, SOY JORGE DE LA SELVA! Jajajajajajjaa – Grite tiendo mientras subía. 

Al llegar, abrí la ventana y entre sigilosamente. No se escuchaba nada, comencé subir lentamente las escaleras, entre a la habitación de Macarena, pero no estaba allí. Sin embargo comencé a escuchar voces que venían de la planta baja. Muy conocidas por cierto… ¿Era de…MIKY? No, no puede ser. Baje rápido y me acerque al lugar de donde provenían, de repente las risas cesaron y no se escucho nada más. Entonces decidí entrar al lugar donde estaban.
Yago :Maca...- dije apenas con una voz eludible… Mi bonita y mi amigo, mi hermano, apunto de besarse… De pronto el mareo y la alegría de la borrachera desaparecieron. Un nudo se me hizo con la garganta que al instante se convirtieron en lágrimas- ¿Por qué? – dije dolorosamente. 
Miky : Yago… ¿Qué…? ¿Qué haces acá? – preguntó acercándose a mí. 
Yago: No puedo creerlo… Miky  sos mi amigo, mi hermano… ¡Como mi HERMANO! ¿COMO PUDISTE? -una ira comenzó apoderarse de mi cuerpo haciéndome enloquecer – Y vos... Maca… De vos no lo pensaba. TE AMO MAS QUE A NADIE EN ESTE MALDITO MUNDO. No puedo creer que estuvieran a punto de… besarse…
Macarena: ¿Qué? No, no, no… Yago por favor dejame que te explique.- se acerco a mí y tomo de mi brazo- Miky  solo intentaba…
Yago: Soltame no quiero escucharte – me libere de sus manos y me encamine hacia la salida mientras seguía llorando como niño pequeño.


Narra MACARENA


Yago, mi bonito… estaba llorando, y era por mi culpa. Por un momento me quede paralizada cuando lo vi que se había ido. 
Louis: Yo hablo con él.
Macarena: No. Yo soy la que tengo que hablar con él, vos por favor quédate acá.
Corrí para poder explicarle lo que había pasado, pero el ya no estaba en mi departamento… Baje rápido las escaleras del edificio y lo encontré en la vereda, apoyado contra el árbol que daba a mi balcón, con la cabeza mirando hacia el suelo. 
Macarena: Hola… ¿Podemos hablar?
Yago:- levanto su mirada, la cual estaba completamente humedecida a causa de las lagrimas. - ¿NO ENTENDES? – Me dijo muy enojado. -¡NO QUIERO HABLAR CON VOS! 
Macarena: Por favor, escúchame solo un segundo, nada es lo que parece. - Unas cuantas lágrimas comenzaron a caer por mi rostro por la desesperación. 
Yago: Mira Maca… - dijo tranquilo.- hace bastante tiempo me estoy aguantando todo este odio, porque esto no es de ahora. Esa manera, ese trato que tenes con Miky no es solo de amigos, a mi no me mentís Macarena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada